El colegio… seguimos en la batalla

 Ayer por fin salieron las listas de adjudicación de plaza a aquellas solicitudes que no obtuvieron plaza en el centro solicitado. Me esperaba lo peor, para qué engañaros, y bueno, solo puedo decir que lo que me he llevado ha sido una sorpresa, que puede tener una lectura positiva y otra negativa. La positiva, que al menos nos han adjudicado un buen centro; la negativa, que nos viene fatal porque nos cae lejos de casa, en una zona de mucho tráfico en horas punta, y a tomar por saco de mi trabajo y por lo mismo de casa de mi madre, que es quien me podría solucionar la papeleta de recoger a Iván cuando yo trabajo de mañana.
Así que esta mañana nos hemos ido a la Delegación de Educación, a ver qué podíamos hacer. Y poco nos han dicho, que presentemos alegaciones, recurramos, y esperemos a que Educación resuelva, y mientras que matriculemos donde hemos obtenido plaza para no perderla. Así que toca patalear, como quien dice. 
Y aquí influye mucho la suerte y, sobre todo, el dinero, es decir, el que puede permitirse pagar un abogado que le busque los tres mil pies al gato y se conozca todos los trucos lo tiene fácil, la cuestión es poder permitirse ese lujo, y no se si nosotros podemos. Con un abogado esto está ganado. Ahora la cuestión es ver cuánto es la multa, y pensarnos muy bien si merece la pena. Yo tengo muy claro que vale la pena, es decir, para mí la educación de mi hijo es fundamental y estoy dispuesta a poner todo aquello que esté en mis manos para lograr que pueda acceder a un buen centro educativo, en el que va a vivir gran parte de su vida y se va a desarrollar como estudiante y como persona, no es moco de pavo ni tema a tomarse a la ligera. Pero me molesta que tenga que hacer se así, de esta manera, que haya que remover Roma con Santiago y dejarse un dinero para conseguir un derecho, un servicio público.
Este año ha sido muy especial en el tema escolarización, pues por lo visto los niños nacidos en el 2008 han sido muchos más que la media normal -se calcula que en Huelva capital este año se han presentado más de 200 solicitudes más que en años anteriores- parece ser que gracias a la existencia de Cheque Bebé se dispararon los nacimientos, así que Educación se ha visto desbordada por las solicitudes y han tenido que ampliar lineas en la mayoría de los centros para cubrir la demanda. A esto sumamos que mi distrito este año se ha dividido y hay menos colegios a los que optar por zona de domicilio, con el añadido de que de 3 centros concertados ahora mismo solo hay uno al que podemos optar, con lo cual este centro concertado (que es el que solicitamos) se ha visto también desbordado. Pero para colmo, el centro que nosotros solicitamos tiene dos ubicaciones, una en nuestro barrio -el destinado a E.P. y E.S.O.-  y otro que está en otro barrio -el de E. I.-, así que digamos que pueden optar a él los dos distritos, y a todos los que no hemos conseguido plaza nos han derivado a un colegio del otro distrito, es decir, que nos vemos cerca de 40 padres casi obligados a escolarizar a nuestros hijos en un distrito diferente que además no es ni limítrofe, por lo que deducimos, y así nos lo han confirmado en Delegación, que el grueso de solicitudes y admitidos son del otro distrito, lo que supone que en un colegio de MI zona, a partir de 1º de Primaria la inmensa mayoría de alumnos son de OTRA zona porque el centro de E.I. también les pertenece, aunque de solicitar plaza en Primaria no la habrían obtenido porque el centro es exclusivo de MI zona. 
¿He conseguido explicarle? En mis palabras. Colegio Concertado de los más demandados por la gente del centro, es decir, los pudientes, se llevan las plazas porque el centro de E.I. comparte distrito con mi barrio, con lo que consiguen que al final, aunque el centro de E.P. y E.S.O. no les corresponda por zona, lo consigan por coger la plaza en Infantil. La gente que sí puede permitirse pagar un abogado y hacer chanchullos. Al final, los pobres, o no ricos, currantes con sueldos normales que no podemos permitirnos un abogado pero tampoco nos dan puntos por la renta, nos dan con la puerta en las narices. Es lo que hay. 
Perdonadme, pero necesitaba un poco de desahogo porque me parece una situación injusta, que el colegio que está al lado de mi casa tenga alumnos cuya mayoría no son del barrio sino del centro, es como para cabrearse. Y más, que me manden a un centro que me cae de todo menos bien.
La ventaja es que el colegio que nos han asignado es bueno, es decir, tiene buena fama en cuanto a profesorado y forma de trabajo. Pero como digo me cae lejos de casa y mucho más del trabajo, así que o salgo con dos horas de antelación para llevar al niño al cole, teniendo en cuenta que tengo que dejar a un bebé en casa de mi madre para ir a trabajar, o tiramos de aula matinal para que sea el papi quien se encargue de llevarlo al cole. Al papi le coge como quien dice de camino al trabajo, es decir, con la suerte de que trabaja de 8 a 3 y tiene que pasar cerca del colegio para ir a trabajar, la opción es concertar el aula matinal y el comedor y así Papá lo puede dejar por la mañana y recogerlo después de comer, y yo me evito recorrerme toda la ciudad en hora punta. Al ser un centro público el aula matinal es económica, sobre unos 15€ al mes, y el comedor entorno a unos 5€ al día, subvencionados en función de los ingresos. Así que por ese lado podríamos medio arreglar la papeleta.
Pero yo pienso a largo plazo, pues tengo una hija en camino a la que tendré que meter en la guardería, y no me van a dar una plaza en la guardería que hay al lado de este colegio porque no me corresponde por zona de residencia ni trabajo, y no puedo alegar que mi hijo está escolarizado en esa zona porque no es criterio a baremar. Así que el día que la niña vaya a la guarde, a gastar gasolina.
Y el último recurso es probar suerte cuando tengamos que escolarizar a la niña, ya que si por entonces solicito plaza en el centro que me interesa para los dos, si uno de ellos obtiene plaza automáticamente al otro se le otorgan los puntos por hermano/ matriculado/a en el centro, y si por entonces hay suerte y la conseguimos plaza para la niña en el colegio que queremos sería relativamente fácil que presentando las alegaciones pertinentes estimaran la matriculación del niño en el mismo centro. 

El caso es que hay que luchar de todas maneras, no soy conformista, no me puedo quedar con los brazos cruzados, necesito intentarlo de todas las maneras. Cuando queme todos los cartuchos me adaptaré a las circunstancias, pero desde luego por mí que no sea, que quien no pelea, no gana.

8 thoughts on “El colegio… seguimos en la batalla

  1. alma

    dí q sí !!!

    oye, si al final del todo Iván sigue sin tener plaza en el q queríais, pues nada, tendrá otro colegio q tb está bien, pero al menos no os quedareis con la cosa de decir "no hice nada".

    Q la educación es muy importante.

    besotes,
    te echo de menos por el foro.

    Alma

    Responder

  2. London

    Tu di que si, que por intentarlo que no quede!!!!!

    ¿no hay autobus escolar? nosotros nos cambiamos de casa y nos pilla lejísimos del cole (vivimos a 10kms de la capital), pero como está entre los 6 mejores de España la dejamos allí. La ruta escolar pilla al lado de casa y la dejo allí por las mañanas, va en bus al cole y luego la recoge papi a la vuelta del trabajo. El bus cuesta unos 25 euros al mes, es razonable, en gasolina gastaría mucho mas.

    Mucha suerte!!

    Responder

  3. Nereida

    ALMA intentaré pasarme por el foro, la verdad es que me conecto poquísimo porque estoy todo el día fuera haceindo cosas o en casa ocupada, o con Iván, que no me deja abrir el portátil. Bastante que actualizo el blog, que le tengo que robar tiempo al tiempo, pero intentaré pasarme, besotes.

    LONDON, no hay autobús escolar, aquí no hay ese servicio porque se suponen que te dan un colegio cercano a tu zona, me parto y me mondo.

    Responder

  4. Yo y mis mini yos

    Yo tambien lo intentaria! Mucha suerte, y pasate por mi blog que tienes premio!

    Responder

  5. jenny

    A luchar se ha dicho!!La verdad que me parece que tienes razon,deberian darle el colegio de esa zona a los de ahi.Espero que todo te salga como esperas!

    Besotes

    Responder

  6. Anónimo

    lO ÚNICO QUE TENGO QUE COMENTARTE ES SOBRE EL CAMBIO DE COLEGIO CUANDO LA NIÑA TENGAS QUE ESCOLARIZARLA…..

    Cambiar a Iván de centro cuando tenga 4 o 5 años me parece que no sería bueno….
    Te lo digo por experiencia… aunque ahora te hubieras preferido otro colegio, cuando esté matriculado en uno… yo creo que no sería bueno cambiarlo a los dos o tres años, cuando entre su hermana. El cambio para él seríoa brutal… sus amiguitos, su profe… su mesa….

    Yo descartaría esa opción (en mi humilde opinión)

    Yo tengo un colegio al ladito de casa (5 metros) y la llevo a mi hija a uno a mas de 2 kilómetros. (nos pusimos aquí a vivir cuando ya estaba ella escolarizada).

    El cambio de colegio para ella hubiera sido un palo.

    En resumen… : que pelees por el colegio de tu hijo todo lo que puedas…m pero que una vez esté en uno, no lo cambies al cabo de un par de años….

    Como he dicho antes… es mi opinión…

    Ojalá tengas suerte.

    Lourdes-Castellón.

    Responder

  7. Yolanda

    Lo de la escolarización es un rollo. Hay mucho chanchullo con lo del domicilio. Las leyes están así, ya ves. Con respecto a cambiar a Ivan más adelante pienso que su adaptación dependerá de su forma de ser, de afrontar las situaciones, de la personalidad que tenga, de la forma de trabajar del centro primero al segundo… te puedo decir que he podido ver niños que nunca se adaptan sin cambiarlos de centro y otros que desde los 3 años son super independientes y autónomos, así que por eso no te preocupes. Mucho ánimo.
    Yolanda.

    Responder

  8. Nereida

    Pues toca pelear, aunque reconozco que ahora mismo me cuesta porque no tengo las mismas energías para ir de un lado a otro y patalear, pero bueno, tengo que hacerlo.

    Sobre cambiarlo de colegio, a mí personalmente no me parece tan terrible, porque Iván es un niño muy sociable que se adapta muy bien a los cambios. Además, el cambio que sí que no me gusta es el de salir del cole con 12 años e ir a un instituto, esa edad es más delicada, así que prefiero intentarlo a los 6 años y que pueda hacer la ESO en el mismo centro que la EP.

    Gracias por vuestros comentarios!

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis − seis =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.