Campamento de verano: cómo preparar el equipaje de tu hijo

Los campamentos de verano son una de las opciones de ocio que muchos padres eligen para sus hijos, bien como una mera actividad más con todas sus ventajas y beneficios, bien como un recurso cuando no coinciden las vacaciones laborales con las escolares y los padres no pueden atender a sus hijos en ese período de tiempo.

Como os contaba hace unos días, mi hijo está disfrutando a sus siete años de su primer campamento. Ya he superado la angustia de la separación, de no saber cómo está, cómo se encuentra; el hecho de que me llame a diario y me cuente con pelos y señales lo que hace, lo bien que se lo está pasando y notar su entusiasmo y felicidad en su voz me ha dejado bastante tranquila.

Pero no vengo a hablar de eso, ya os daré la tabarra con las historias que mi niño me relata día a día, que son la mar de divertidas, sino de todo lo que precede a la llegada al campamento. Porque para estar 15 días fuera de casa no se puede ir con lo puesto.

He ido a muchos campamentos pero yo ya era lo relativamente mayor para preparar o al menoser la principal responsable de esta tarea y vivirla desde el otro lado, el de madre. Y conste que cuando comencé a planteármelo creí volverme loca…

¿Qué necesita llevar un niño al campamento de verano?

Mis dudas (casi) se despejaron en cuanto recibí de la organización del campamento un sobre enorme que incluía una lista de equipaje y enseres necesarios. Creo que es una medida que deberían tomar todos los organizadores de campamentos porque facilita mucho la tarea de preparar el equipaje. De otra manera se acabaría haciendo, pero probablemente el resultado sería meter menos o más cosas de las necesarias -más lo segundo que lo primero-, olvidaríamos cosas necesarias y quizás añadiríamos alguna que otra inútil.

En el listado que nos facilitaron además incluían una recomendación de la cantidad, especialmente útil en lo que a ropa se refiere, elaborando una especie de inventario para que a ellos les conste lo que llevan y lo que no. Me pareció una lista bastante coherente para dos semanas de ausencia de casa. Habrá que valorar en cada caso el tipo de campamento al que va, los días que durará y las necesidades que pueda tener.

No he hecho copia de la lista en cuestión pero os resumo por categorías lo que ha llevado finalmente, siguiendo las recomendaciones de la organización, mi propia experiencia y guiándome un poco por mi sentido de madre.

ROPA BÁSICA:

La justa y precisa, pues al final se acaban usando las mismas prendas varias veces y así no solo aligeramos el equipaje sino que evitamos que haya más prendas que se puedan perder. Lo recomendable además es que sea ropa de batalla y gastada, por supuesto nada de alto valor económico porque es normal extraviar alguna prenda.

  • Partes de arriba de abrigo: una chaqueta polar fina, una sudadera y un cortavientos (chubasquero si fuera a zona con probabilidad de lluvia)

  • Pantalones cortos: 6

  • Pantalones largos: 2 deportivos y un vaquero

  • 8 camisetas de verano de manga corta y 3 camisetas de tirantes

  • Ropa interior (bragas o calzoncillos y sujetadores si son niñas mayores): uno por día más alguno extra

  • Calcetines (deporte, blancos y de vestir): uno por día más alguno extra

  • Bañadores: 2

  • Gorra para el sol

  • Pijamas: 2

CALZADO:

Debe ser cómodo, versátil, que le pueda servir para las diferentes actividades (salvo que haya alguna actividad deportiva que requiera un calzado específico) y fácil de poner -si se trata de niños más pequeños-. Un par de cada de:

  • Zapatillas de deporte

  • Zapatillas cómodas

  • Chanclas para playa y piscina 

ASEO PERSONAL:

  • Neceser básico

  • Cepillo o peine

  • Cepillo y pasta de dientes

  • Champú y gel de baño

  • Protección solar

  • After sun

  • Repelente anti-mosquitos

  • Accesorios para el pelo -en caso de ser niña-.

  • Artículos de higiene íntima (compresas y etc… para las niñas mayores)

  • Toalla para la ducha



ENSERES IMPRESCINDIBLES:

  • Saco de dormir ( y esterilla)

  • Toalla de playa

  • Mochila pequeña

  • Riñonera

  • Linterna

  • Cantimplora

OTROS OBJETO:

  • Gafas de natación

  • Cámara de fotos desechable

  • Teléfono móvil (si la organización lo estima pertinente)

DOCUMENTACIÓN Y DINERO

  • DNI en vigor

  • Tarjeta sanitaria

  • Autorización específica (si se requiere para alguna actividad en concreto)

  • Dinero efectivo (suficiente para pequeñas compras que puedan hacer en las salidas o excursiones)

QUÉ NO SE DEBE LLEVAR

Como es lógico, tanto por su alto valor económico como por el riesgo de extravío o que pueda interceder en la integración de las actividades, no se recomienda no llevar:

  • Joyas

  •  Ropa de alto valor económico

  • Aparatos electrónicos de última tecnología (smartphones, tablets, mp3 y etc… salvo que la organización lo estime pertinente).

CUESTIONES IMPORTANTES A TENER EN CUENTA

  • Es muy recomendable, por no decir obligatorio, marcar cada una de las prendas y objetos que vayan en el equipaje, incluyendo la propia mochila o maleta.

  • En caso de alergias, enfermedades o tratamientos médicos, facilitar toda la información posible al respecto e incluir el tratamiento con la pauta específica.



Y hasta aquí el listado de todo lo necesario para un campamento de dos semanas. Para no eternizar la entrada, os emplazo a una segunda parte donde contaré con todo lujo de detalles cómo me organicé siguiendo estas indicaciones y cómo quedó dispuesto finalmente todo el equipaje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.