Hoy es un gran día

Hoy, por fin, nos hacemos la ecografía en 4D, qué nervios, qué ganas de ver la cara de mi chiquitín. Todo son dudas, ¿cómo será nuestro peque? ¿qué tal se verá? y lo más importante… ¿estará todo bien? Estoy súper nerviosa, lo que vayamos a ver hoy será muy cercano a lo que veamos el día del parto… Iván será todavía más real, ya no será una silueta blanca en un fondo negro… qué impaciencia hasta las 8 de la tarde. Como no, no dejaré de colgar las mejores fotos para que no os perdáis este acontecimiento.

Y mañana toca el Test O´Sullivan, o sea, la media curva, para descartar la diabetes gestacional, así que tengo que acordarme de no comer nada desde las 8 de la tarde porque tengo que ir en ayunas, !espero no olvidarme!

Parece mentira, con lo lejano que veía yo el momento del parto, y cada vez lo tengo más presente, tengo conocimiento de que el embarazo es una carrera de fondo y que ya estoy más cerca del final que del inicio. Aún no diviso la meta, pero sé que está ahí, muy cerca, que cada vez me queda menos. Aunque de momento no tengo prisa por llegar, estoy muy a gusto así, donde va a estar mejor mi niño que dentro de mi barriga, ahí no pasa calor, ni frío, ni hambre… lo tiene todo, yo lo siento, le hablo, se comunica conmigo, me transmite sus movimientos y es maravilloso sentirlo. Y sé que aunque tenga muchas ganas de que nazca, el día que lo haga lo echaré de menos, poner mis manos en mi barriga y sentir todos y cada uno de sus movimientos. Cada vez queda menos, así que no puedo hacer menos que disfrutar todo lo que estoy viviendo minuto a minuto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 5 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.