Diez años desde mi primer bebé, como si fuera ayer

fundas janabebe

El año nuevo es ese momento en el que, irremediablemente, echas la vista atrás y repasas los últimos años de tu vida, como haciendo revisión de lo que has hecho, lo que dejaste por hacer, lo que te encontraste y lo que no pudiste evitar.

Curiosamente, me cuesta volver a esos momentos de mi vida en los que aún no era madre, como si fuera un pasado muy lejano. Solo soy madre desde hace diez años, pero han sido tan intensos que mi cerebro es incapaz de volver al modo no-madre.

Me sigue pareciendo increíble encontrarme en este punto de mi vida. En diez años he sido madre tres veces, mi hijo mayor tiene ya un pie en la adolescencia, mi mediana ha dejado atrás esa niña pequeña con cara de muñeca y mi ¿bebé? ¿qué bebé?, mi pequeño ya no es un bebé.

Sí, en diez años he criado a tres bebés y ese momento bebé se me antoja lejanísimo.

Yo se que para muchas mamás la etapa de bebé recién nacido es la más complicada y desean que pase lo antes posible. No es mi caso, si hay una sensación que adoro en el mundo es la de un recién nacido sobre mi, ¡es maravilloso!, no dejo de envidiar a cada mamá que vive esa etapa porque me parece el mayor regalo de la vida.

Ya he cerrado mi ciclo vital con respecto a la maternidad, pero estoy rodeada de mamás recientes o futuras mamás y me encanta seguir vinculada de alguna manera al mundo recién nacido, me hace recordar todos esos momentos maravillosos que he vivido con mis bebés y que no quiero que se olviden.

Ser madre de familia numerosa con mis criaturas ya medio creciditas, con la experiencia que ello conlleva, me hace ver las cosas con cierta perspectiva y utilizarla para intentar ayudar en lo que pueda a las recién mamás que tengo cerca. También hace que me de cuenta de que hay cosas que no cambian, y otras que cambian a un ritmo vertiginoso.

Me pasa, por ejemplo, con la puericultura. Recuerdo lo emocionada que estaba en mi primer embarazo por tener un dominio total y absoluto de todos los productos para bebés, menudo estudio de mercado me hice, lo que me resultó muy útil para hacer compras con cabeza. Y claro, no puedo evitar pensar que aunque en su momento creo que lo hice bien, hoy no habría hecho lo mismo.

Recuerdo por ejemplo lo mucho que me costó elegir el cochecito de mi bebé. Aunque siempre di más importancia a las prestaciones que al diseño, reconozco que quería un cochecito que además de ser cómo y práctico, fuera vistoso, me gustara su estética. En su momento lo descarté, pero ahora veo por la calle lo bonita que queda la Capota Bugaboo Camaleon con diseños coloridos y originales, y me quedo con la cosilla esa de “ays, tenía que haber hecho algo así de divertido”.

También me volví loca buscando un saco para el cochecito a juego con los colores de la tapicería, que elegí en marrón chocolate y azul clar porque me pareció divertido y diferente al clásico y casi dominante azul marino. Por entonces los diseños de sacos y fundas eran muy básicos en general y daban poca opción a la creatividad, hoy no me lo hubiera pensado con las Fundas Janabebé. Precisamente no elegí el Bugaboo en su momento porque me parecía muy visto y todos iguales, hoy desde luego puedes tener un Bugaboo y que el tuyo sea único y diferente.

Me sigue maravillando que la puericultura avance tanto, sea tan creativa, buscando siempre cubrir todo tipo de necesidades y adaptándose a las expectativas que madres y padres nos creamos. Me declaro una enganchada total de la maternidad y me encanta poder seguir dando ideas y recomendaciones a las mamás que, como yo hace diez años, se ven en la entretenida tarea de preparar el ajuar para la llegada de su bebé, ¡qué envidia!.

Así que me veo participando en baby showers, revisando recomendaciones, buscando nuevas ideas cuando las mamis preguntan alguna duda y manteniéndome totalmente al día (o al menos intentándolo) en todo lo que respecta al momento del embarazo y la crianza.

Porque si hay algo que no olvidaré jamás es la ilusión con la que fui buscando, comprando y recibiendo cada cosita para mi primer bebé y la maravillosa crianza que mis tres hijos me han regalado.

More about Aventura Embarazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.