Tres consejos para ahorrar en la vuelta al cole

Tres consejos para ahorrar en las compras de la vuelta al cole

El comienzo del nuevo curso o la llamada “vuelta al cole” supone la llegada de la temida “cuesta de septiembre”, en la que ahorrar es casi como topar con el Santo Grial. Porque no hay vuelta al cole sin bolsillo tieso, y quien diga lo contrario que me cuente cómo lo hace, por favor.

 photo vuelta-al-cole-1_zpsfqciwbmy.jpg

Dicha vuelta al cole es más espinosa cuantos más hijos escolarizados tienes, y cuanto más van avanzado curso. Porque como suelo decir, “niños pequeños, problemas pequeños, niños grandes, problemas enormes”, en cuanto a gastos, ídem, a más grande los niños, más grandes los gastos.

Cuando la vuelta al cole te pilla en período de vacas flacas no te queda más remedio que ajustarte el cinturón al máximo, y eso supone darle muchas vueltas a la cabeza y echarle imaginación, para lograr que la vuelta al cole no acabe en tremendos números rojos en tu cuenta bancaria.

Mis hijos llevan ya varios años escolarizados por lo que la experiencia me ha enseñado a  gestionar de una manera razonable esta etapa, y más teniendo en cuenta que económicamente nuestra familia está en un momento complicado en el que todo gasto extra, por necesario que sea, supone un grandísimo esfuerzo.

Así que te voy a contar los trucos que a mi me funcionan para lograr que la vuelta al cole no sea una ruina para la economía familia y a la vez podamos asumir todos los gastos necesarios.

1. PREVÉ Y PRIORIZA TUS NECESIDADES

El inicio del curso supone muchos gastos extra en general pero lo primero es priorizar qué gastos son inmediatos y necesarios, y cuales son aplazables, y centrarte en lo primero.Y
es que es muy fácil picar con el “por si acaso” o el “mira que mono”,
pero ambos al final de la cuenta pueden ser incluso más caro que todo lo
necesario. Céntrate en aquello que es necesario y racionaliza las
compras para que no te de un infarto al ver el dinero que te has gastado
sin necesidad.

La opción más ahorrativa sin duda es reutilizar y reciclar. Reutiliza todo lo que puedas. Parece que la vuelta al cole es sinónimo de estrenarlo todo. Pues no. Es
lo que mola, sobre todo a los niños, sí. Pero económicamente es
derrochar sin necesidad, sobre todo si lo que vas a comprar se tiene ya
de un curso anterior y se conserva en buen estado. RECICLAR Y REUTILIZAR ES BIEN.

Nosotros hemos reciclado las carpetas del año pasado, el estuche, que está casi nuevo, hemos hecho selección de los rotuladores, lápices y ceras que están en buenas condiciones, al igual que la barra de pegamento y las tijeras que la primera estaba casi sin utilizar, algunas cosas de la lista de materiales como los folios o las fundas de plástico las he buscado por casa, porque de esas cosas siempre suelo tener. Y aunque no lo parezca, al final te das cuenta de que tienes que comprar menos cosas.

Y por supuesto, compra solo lo necesario: ni más ni menos.Comprar de más es gastar innecesariamente, y si solo tuvieras que
comprar un par de cosas o tres, quizás no se nota ese poquillo que te
gastas de más en lo superfluo, pero cuando son muchas cosas el piquito
que cuesta lo superfluo puede suponer un ahorro considerable.

2. COMPRA CON ANTELACIÓN Y COMPARA PRECIOS

 Adelantar las compras tiene muchas ventajas, y no solo económicas, que hay que poner en valor todo

  • Compras sin prisas que éstas, además de malas consejeras, no ayudan a gastar menos. Primero, porque con prisa compras lo primero que pillas.
  • No tienes problemas de stock de productos, porque si vas a última hora además de menos variedad
    o encontrarte artículos agotados, por lo general los productos que
    quedan en las tiendas son los más caros, y como te hacen falta tienes
    que comprarlos sí o sí, cuando si lo hubieras hecho con cierta
    antelación no hubieras tenido ese problema.  
  • Evitas colas y aglomeraciones de gente, que son un santo coñazo.

Hay compras que puedes prevenir con tiempo
perfectamente, como el uniforme, la reserva de libros de texto o el
calzado. Si hasta que comienza el cole no vas a tener el listado de
material necesario, adelanta aquellas compras que sabes positivamente
que tendrás que hacer, y al menos una parte la tendrás solucionada.

Adelantarte a las compras te permite además poder buscar y comparar precios. Es un tópico pero no falla. Comparar entre los diferentes comercios a los que acudes, y también con las tiendas online te puede suponer un gran ahorra, pero para ello necesitas tiempo. 

Una de las ventajas del comercio online es poder comparar precios de los diferentes productos con facilidad, allá donde te encuentres, a la vez que estás viendo un artículo en una tienda física. Esto no quiere decir que el mejor precio lo vayas a encontar online, porque online no siempre significa mejor precio, a veces puedes encontrar promociones estupendas online y otras veces las encuentras en tiendas físicas. Lo realmente útil es poder contar con ambas opciones y elegir aquella que te resulte más rentable.

Te cuento lo que nos pasó con los zapatos. Fui con mi hijo a varias zapaterías para que se probara diferentes marcas y modelos y él eligiera los más cómodos, priorizando ésto sobre el precio. Vamos, que estaba dispuesta a pagar más por un buen zapato en lugar de ir al clásico de oferta que le resultara menos cómodo. Cuando eligió el zapato yo estaba a punto de comprarlo pero de momento pensé en mirar sobre la marcha si en alguna tienda online había mejor precio, y al hacer

Y no te olvides de aprovechar las diferentes ofertas y promociones. La campaña “vuelta al cole” se ha
convertido en un reclamo para las compras y raro es el comercio que no
ofrezca promociones o descuentos especiales, incluso aquellos que no se
dedican específicamente al sector, pero lo dicho, es un reclamo
publicitario muy tentador y rentable del que se aprovechan muchísimos
comercios, que se suelen poner con cierta antelación y que si retrasas puedes enterarte cuando ya ha acabado dicha promoción. También puedes aprovechar las rebajas de verano para comprar algunas de
estas cosas.

Además de aprovechar estas promociones para
las cosas necesarias para el colegio, también he aprovechado para
comprar algunas cosillas que se que nos harán falta, como calzado de
invierno no colegial, porque ya me ha pasado otros años que no lo he
hecho y cuando llegó el momento de comprarlo apenas había modelos que
nos gustaran o la talla que necesitábamos, como te comentaba en el
consejo anterior

3. REPARTE LOS GASTOS Y LOS PAGOS



Una gestión eficiente de los gastos puede suponerte un ahorro considerable, tanto adelantándote a futuras compras necesarias como dejando para más tarde gastos que en el momento pueden sobrepasar el presupuesto con el que cuentas.

Por lo general solemos comprar aquello que hace falta ya y dejar para más adelante lo que todavía no es necesario. Pero si sabes que vas a necesitar algo en concreto con total seguridad, yo al menos prefiero dejarlo comprado ya por varios motivos. Una vez comprado a lo mejor ya no tengo que volver al establecimiento que sea a buscarlo, por lo que ahorro tiempo y además dinero, porque ir X veces a una tienda supone la tentación de picar X veces y comprar innecesariamente. También es muy probable que la compra que has dejado para después, en el momento de ir a comprar ya no encuentres el producto porque esté fuera de temporada.

Suele pasar en chaquetones, calzado escolar y etc… que parece que en noviembre ya no hace frío y te cuesta encontrar el tipo que te gusta y que en septiembre había en todas las tiendas. Y como me ha pasado me digo “una y no más” y si se que algo me va a hacer falta y luego me va a costar encontrarlo, aunque a priori sea un gasto más, prefiero asumirlo que luego no encontrarlo o gastar más por esperarme.

Si además de las típicas compras, te enfrentas a otros gastos como por ejemplo
comedor o extraescolares
, que estas últimas además de la correspondiente
mensualidad muchas veces requieren pagar una matrícula. Si puedes
aplazar alguno para el mes siguiente, podrás asumir los gastos
necesarios más desahogadamente.

Nosotros, salvo la
academia de inglés, que dejarlo para el mes siguiente suponía perder la
plaza, y el conservatorio, que ya estaba pagado desde julio, el resto de
actividades extraescolares las hemos dejado para octubre, porque sumar
matrículas y mensualidades a los gastos de las compras necesarias era un
desembolso brutal.

Para mi, financiar las compras es una opción muy interesante y casi una salvación cuando el volumen de la cuenta asciende a cantidades casi inasumibles. Claro que no es una opción que ofrezcan todos los comercios, pero por lo general las grandes superficies, que venden libros, maternial escolar, uniformes y etc… sí lo hacen, y con promociones especiales como no pagar intereses, lo que te permite asumir los gastos de una manera más relajada y sin mayor coste (recordando siempre el consejo 2).

Este año nos han hecho falta menos cosas porque para el mayor el colegio entrega libros reutilizables, aún les sirven los uniformes por lo que no hemos tenido que hacer nuevas compras en este aspecto, y se nota. Pero hace dos años que mi hija comenzaba etapa escolar y mi hijo mayor cambiaba de centro escolar tuvimos que comprar uniformes y libros para los dos, nos salvó la vida financiar la compra a tres meses sin intereses.

No se si habré dado con la piedra filosofal del ahorro pero desde luego sí puedo decir que, a pesar de que siempre toca hacer desembolso económico, porque es inevitable, con estos sencillos trucos consigo gastar menos e innecesariamente, algo que agradezco porque la economía no está para derroches innecesarios. Y además, yo me siento mejor sabiendo que soy capaz de gastar menos, comprobando que se puede gastar menos de lo que parece.


Y tú, ¿Eres capaz de ahorrar en la vuelta al cole?
¿Cuáles son tus trucos para hacerlo?
Cuéntamelo en tus comentarios
 

One thought on “Tres consejos para ahorrar en la vuelta al cole

  1. Inauguración de la tienda Pisamonas de Sevilla - La aventura de mi embarazo

    […] Renovar calzado para tres hijos es un tema importante a nivel económico y tengo que tirar de recursos para economizar, así que es un factor muy a tener en […]

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *